Tratamiento para las varices

Existen distintos tipos de tratamientos para esta enfermedad, desde los más naturales y caseros, hasta intervenciones quirúrgicas donde se cierra o se extrae la vena en mal funcionamiento. Hay cirugías más invasivas que otras, cada persona escogerá el tratamiento adecuado según su caso en particular junto con su médico tratante. Todo va a depender de la gravedad de tu caso y cuánto te impiden las várices llevar una vida normal.

De todos los tratamientos que incluyen intervención quirúrgica, la cirugía láser es el menos invasivo. Puede hacerse de forma ambulatoria y la recuperación postoperatoria es mucho más rápida. Por ser poco invasivo, resulta menos agresivo y en cuanto a lo estético es mucho más favorable, pues evitaría las cicatrices de la cirugía convencional de várices. Desde el punto de vista laboral, es sumamente beneficioso el láser endovenoso, ya que la reincorporación al trabajo es prácticamente inmediata.

Los resultados de este tipo de intervención se ven inmediatamente. Esto ha hecho que la cirugía láser se convierta en una de las mejores opciones para el tratamiento de esta enfermedad.

Vasculine - Centro de enfermedades cardiovasculares.