Adictos al trabajo

Un ‘workaholic’ o adicto al trabajo es una persona que dedica todo su tiempo a su centro de labores, dejando de lado su vida familiar, amigos y sus intereses personales. La psicoterapeuta Antonella Galli comenta que este tipo de hombres o mujeres solo piensan en sus pendientes laborales y no descansan bien durante la noche, debido a la ansiedad que tienen para culminar con todo su trabajo.

"Usualmente son personas con rasgos obsesivos y perfeccionistas, su inseguridad los lleva a revisar una y otra vez su trabajo haciendo que demore mucho concretar sus logros y metas laborales", afirma. Las consecuencias van desde irritabilidad con el círculo de amistades hasta estar malhumorado todo el día y por nada.

Si estás por ese camino, la especialista recomienda:

  • Organizar tus horarios: Para así crear espacios de tiempo libre y poder relajarte junto a tu familia, pareja o amigos.
  • Meditar: Puedes hacer yoga o técnicas de meditación para disminuir la ansiedad.
  • Realiza ejercicios físicos: Esto con el fin de desestresarte y bajar la tensión muscular.
  • Trabajar la baja autoestima: Fortalecer el valor en ti mismo y no buscar la aprobación de los demás te ayudarán a concretar tus metas personales.
Lic. Antonella Galli.
Psicóloga de la Clínica Ricardo Palma.